Como muchos ya sabéis desde este curso estamos utilizando en infantil la metodología del aprendizaje por proyectos. Y os queremos mostrar un pequeño ejemplo de uno de ellos.

Hoy los alumnos de 4 años han empezado el proyecto de la prehistoria. Al llegar se han encontrado la clase totalmente decorada y ambientada. ¡Con cueva incluida!  Han alucinado al entrar, sus caras de sorpresa lo dicen todo. Esta es sólo la parte más visible del proyecto, pero a partir de esta ambientación, que los estimula y motiva, los niños y niñas desarrollan los conceptos propios de la etapa desde su curiosidad e investigación y con esta temática como punto de partida.

Queremos agradecer la inestimable colaboración de los padres y madres, sin los que no sería posible llevar los proyectos a cabo. Su implicación resulta fundamental y es parte del objetivo de esta metodología.

[envira-gallery id=»4216″]